11 de Feb. / 2018 ¿Los criminales tienen también un Ángel guardián?

¿Los criminales tienen también un Ángel guardián?

Todas las personas están acompañadas en este mundo. Nadie viene solo, nadie se va solo.

Conocí hace muchos años a un hombre que vino a mi consulta, porque estaba en la fase terminal de un cáncer. Para proteger su identidad, lo llamaremos José.

Se había dedicado toda su vida a delinquir, no tan solo había traficado drogas sino que también había robado y hasta asesinado. 

Yo tenía mucha intriga con respecto a lo que le diría su Ángel cuando llegara, nunca había atendido a una persona con esas características.

Le pedí que cerrara los ojos y se relajara, por su supuesto lo no hacía, no confiaba en mí y me espiaba de reojo.

Llamamos a su Ángel y en un instante, lo vi llegar detrás de José, pero sin acercarse. Su Ángel era una intensa y hermosa Luz Blanca, que destellaba su luz a cierta distancia, pero siempre sin acercarse a José. Esto llamó poderosamente mi atención, ya que cuando un Ángel no se acerca, es una alerta para mí, se marcan una zona de densidad alrededor de la persona y esto significa, que la densidad que la persona ha "creado" y "elegido", es tan contundente, que el Ángel debe respetar esta manifestación del libre albedrío. 

Generalmente Los Ángeles se largan a abrazar y envolver con su luz a sus protegidos, llenos de alegría porque al fin los han notado!

Saludé al Ángel de José y le dí la bienvenida. De inmediato su Ángel, lleno de amor y compasión me dijo: 

"No puedo acercarme a mi protegido. Lo amo profundamente, lo he acompañado en todos los peligros que ha experimentado, y he estado allí para cubrirlo con mi presencia. Todas las desiciones que ha tomado, han creado una profunda oscuridad en su realidad y ahora mismo, no está eligiendo recibirme. Su corazón está cerrado y lleno de odio, él debe pedir por voluntad propia la Luz en su vida, para que pueda llegar a él. Aún hay tiempo! aún su alma puede abrirse para comprender, para recapacitar, para lograr conectarse con su fuente de amor interior. Este es el momento pactado por su alma, para tomar la salida del tunel oscuro del odio, hacoa la Paz"

Miré a José y le transmití cada palabra de su Ángel, pude ver su mirada dura y fría, que me observaba fijamente. Cumplí mi trabajo de transmitir el mensaje de su Ángel, de decirle que este encuentro, sería una de las últimas puertas para abrir su corazón. Solo el miedo a morir conmovía a José, nada mas.

Terminó la sesión y José se retiró como vino, sin dejar entrar a su Ángel a su vida y con el corazón helado.

Cuando empeoró José, fui a verlo al hospital y ví a su Ángel, esperando, siempre esperando que su protegido busque la luz, el amor, la paz......lo acompañaba en silencio, sin juzgarlo, sosteniéndolo desde donde se le había permitido. José murió a los pocos días, acompañado por su hermoso Ángel blanco a su lado. Espero que su corazón haya podido abrirse y liberar al menos, un poco de miedo, dolor y odio. 

Al recordar esa experiencia, me queda claro el inmenso amor incondicional, que sienten Los Ángeles por nosotros y por toda la creación, jamás juzgan si está bien o mal, si somos listos o poco inteligentes, lindos o feos, para ellos somos sus almas compañeras, brillamos y destellamos bajo un cuerpo humano. Si nos equivocamos en nuestras desiciones, con paciencia dirán: "bien, es un camino más largo pero igual llegará"

Cuantos Ángeles hay en este momento a nuestro alrededor y no lo hemos notado siquiera.

Amor, amor y más amor...